NAUFRAGIO EN EL MAR MENOR

Publicado: diciembre 17, 2007 en Crónicas de partidos

Imagen 

Temporada 2007-2008

Liga regular de Baloncesto Cadete Masculino

Jornada 7

MARME WIN2: 81 – CLUB BASKET CARTAGENA: 64

Pabellón Municipal de San Javier

domingo 16 de diciembre 2007; 12,00 horas

Si hacer una crónica de un partido que se pierde es siempre difícil y triste, esta crónica, por las connotaciones que tuvo el partido, es una de las más difíciles y tristes que he tenido que realizar. Las derrotas, siempre dolorosas, son más asumibles cuando el juego en equipo y el compañerismo están presentes en la cancha en el equipo derrotado, independientemente de cuan abultado sea el resultado. Pero cuando vemos un partido como el de este domingo, donde reinó el desconcierto y una escasa, por no decir nula, intensidad defensiva, es complicado poder relatar lo ocurrido sin caer en la crítica fácil y descalificaciones de determinados jugadores o incluso del entrenador. Los que me conocen y han leído mis crónicas del año pasado, saben que hacer leña del árbol caído y buscar “cabezas de turco” no es mi estilo, y creo que no es bueno hacerlo, sobre todo a estas alturas de temporada, donde aún hay tiempo, y donde las vacaciones de Navidad han de suponer un tiempo de reflexión y análisis de los posibles errores que se hayan podido cometer. Intentaré pues dar mi visión global del partido, intentando analizar desde el punto de vista de un espectador, que es lo que se vio desde la grada de este partido para olvidar lo antes posible.

El equipo local, aunque mal clasificado, con sólo dos victorias y cuatro derrotas, parecía en teoría un rival asequible a los cartageneros, que con una victoria más que los de San Javier en lo que va de liga, acudieron esperanzados en conseguir su cuarto triunfo. No obstante, la victoria hace dos jornadas del Marme ante el CB Capuchinos, un claro candidato para jugar la final de este año, hacía que no hubiera un claro favorito para ganar este choque, y que el equipo que mejor jugara sus cartas se alzaría con la victoria. No obstante, independiente del resultado, se esperaba un partido igualado y emocionante. Pero nada más lejano de la realidad, las pilas de los chicos del Basket Cartagena se debieron mojar con la lluvia que les cayó durante su desplazamiento a San Javier, y llegaron con las baterías agotadas. En realidad, independientemente de los protagonistas que hubieran en cancha, el partido fue idéntico en sus cuatro cuartos, donde el monólogo de los locales nunca fue contestado por los jugadores cartageneros.

Durante los primeros minutos de partido, ya vimos lo que iba a ser el resto del encuentro. Un equipo local muy concentrado en defensa trababa con gran facilidad los ataques y penetraciones de los visitantes, centrándose fundamentalmente en el 9 cartagenero, Cobi, que llegaba al interior de la zona siempre rodeado de dos o tres rivales. Por el contrario, una ingenua y débil defensa cartagenera, tanto si se defendía en zona como si se defendía en individual,  dejaba espacios suficientes para los tiros exteriores y las entradas a canasta del equipo marmenorense, que incluso se permitía el lujo de fallar canastas fáciles debajo del aro. El rebote, además fue bochornoso para el Basket Cartagena, aún reconociendo la menor altura y envergadura de los visitantes, nadie bloqueaba en el rebote a su par, lo que permitía a los locales ganar fácilmente la posición y tener hasta cuatro o más oportunidades de anotar canasta en cada ataque. Por todo ello la ventaja local era cada vez mayor, y durante el segundo cuarto llegó a superar los veinte puntos de ventaja. Las distintas pruebas y combinaciones de jugadores que probaba el entrenador visitante, con un quinteto inusual en pista, dieron algo de resultado al final del segundo cuarto, donde los locales se relajaron tímidamente en defensa. Se consiguió entonces dejar en diez la ventaja del Marme y tener posesión a falta de poco más de un minuto. Pero nuevas imprecisiones y la ausencia de rebote defensivo, lógica al haber un quinteto con poca altura física en pista, permitieron cerrar el primer tiempo con doce puntos de ventaja a los locales, pero con la sensación de que poco cambiaría tras el descanso.

Y así fue, los cartageneros mantenían el mismo quinteto, pero ya no sorprendió a los locales que enseguida comenzaron a aumentar sus ventajas. No obstante, tímidas reacciones de los cartageneros, unas veces protagonizadas por Jorge, otras por Alfonso y en el último cuarto por Pablo, hacían que las ventajas locales no pasaran de los veinte puntos de ventaja, y en ocasiones rondaran los diez y doce puntos. En los últimos minutos de partido, la defensa local se hizo más intensa si cabe, en mi opinión para rematar a un rival moribundo, pero que en teoría podría ser un rival directo para la consecución de una de las seis primeras plazas que dan lugar a disputar el título y la siguiente fase. Los visitantes, aguantaron como pudieron y con más pena que gloria la presión local, y un triple en el último segundo de Pablo Carsellé, dejó la ventaja en diecisiete puntos que hicieron justicia al mejor juego local.

En este desastre cartagenero, hay que reconocer y es de justicia, que influyó el buen trabajo realizado por los chicos del Marme, que en ningún momento se confiaron ante un rival desorientado y fallón, y no bajaron la guardia hasta el último segundo, y si lo hacían alguna vez, allí estaba su entrenador, en medio de la pista si hacía falta, para recriminarles que no bajaran la intensidad de la defensa y mantuvieran la presión. Por tanto, si en algo fue mejor Marme, fue sin duda en el juego colectivo, y aunque hubo alguna individualidad aislada, el trabajo de conjunto fue lo que desequilibró el partido desde el segundo uno y no dejó levantar cabeza al Basket Cartagena.

De los nuestros, en cambio, sólo podemos destacar alguna individualidad aislada, por que el juego en equipo nunca existió. Una asistencia en contraataque por la espalda, y dos triples, uno en el último segundo de un cuarto, y otro en el último segundo del partido, fueron los únicos tres detalles que nos gustaron, y que fueron anecdóticos en el pésimo juego realizado en el parquet de San Javier. La defensa nunca existió y creemos que deberá ser el principal caballo de batalla a trabajar por Jose López. Nuestra zona ya no sorprende a ningún rival y la defensa individual dista mucho de asustar a nadie. Dado que el equipo carece de jugadores interiores natos, y que la altura de estos es un hándicap añadido, sólo queda una, bloquear en el rebote defensivo al atacante y no dejar que este gane la posición, todo lo demás es crónica de una muerte anunciada, que se traducirá en la pérdida de muchos partidos. El ataque cartagenero, tampoco fue para tirar cohetes, y se abusó mucho, como siempre, de las penetraciones individuales sin doblar balones a los jugadores exteriores. Las pocas veces que esto se hizo, el resultado no fue malo, y quizás por ello logramos alcanzar la cifra de 64 puntos al final del partido.

este-barco-viajaban-seis-16.4.271072758

Para terminar, quiero ser positivo, estoy seguro que Jose López y Roski analizaran los problemas del equipo, y sacaran las conclusiones necesarias para hacer que en la segunda vuelta funcione el bloque del grupo, y no tengamos que hablar de individualidades, ni de jugadores que marcan más veinticinco puntos en un partido y recogen más 20 rebotes, pero se pierde este. El baloncesto siempre ha sido un deporte de equipo y a eso es a lo que debemos de jugar, lo demás son cohetes de cara a la galería.

Tras el obligado y por otra parte necesario, descanso navideño, el 13 de enero recibiremos al potente equipo de Capuchinos, la lógica habla de un partido muy complicado con escasas posibilidades de victoria, pero este partido debe de marcar la recuperación del juego, y espero hablar de una defensa asfixiante y de un juego colectivo que nos empiece a ilusionar a todos los que seguimos semana a semana a este equipo. Al menos, está será una de las cosas que habrá que pedirle a los Reyes Magos, esperemos que hayamos sido buenos y nos no dejen carbón.

¡¡Felices Navidades y buena entrada del 2008!! a todos los que leéis el blog, y a los que no también.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s