Carta al jugador desconocido

Publicado: julio 17, 2008 en General, Opinión

Hoy no ha sido un buen día, cuando me enteré de la noticia no he podido dejar de sentir una profunda tristeza y frustración. Reconozco que el deporte tiene una parte cruel, cruel es la derrota y cruel es cuando un jugador que desde niño ha defendido los colores de un club, y está en condiciones de seguir haciéndolo, es obligado a tener que buscar otros aires. Unas veces será porque no se cuenta con él, y otras veces será por decisión propia, al sentirse mal valorado en la que siempre había considerado su casa, de estos os podría citar a más de cinco en los últimos años, pero he decidido no dar nombres. Y no lo haré,  porque a la gran persona y jugador al que me refiero hoy, es alguien al que le gusta trabajar en silencio y sacrificarse por el equipo. No señala su número en su espalda cuando en los pocos minutos de juego que dispone marca un triple, ni sus canastas son vitoreadas por los directivos, es sencillamente un callado jugador de equipo. En este caso él no ha abandonado voluntariamente a su club de toda la vida, como en muchas ocasiones la decisión la han tomado otros, que han optado imitando al desaparecido CAB, de apostar por el jugador foráneo antes que por el canterano, y donde se prometió continuidad se ha transformado en un gracias por los servicios prestados y esperamos que te vaya bien en otros equipos y en los estudios. En fin, es la historia que prácticamente se repite año a año, con el que llamaré “jugador desconocido”.

Todos los jugadores de los equipos base saben que tras acabar la etapa de junior, el club no les debe nada y que son pocos los que pasaran a engrosar las plantillas de los equipos de categorías autonómicas, y excepcionales los que puedan jugar en categoría nacional. Hasta ahí creo que todos estamos de acuerdo y somos conscientes de ello, padres y jugadores nunca somos engañados en este aspecto. Lo que si podíamos discutir es la política de determinados clubes, en mi caso hablo del desaparecido CAB, de cómo actuaba ante jugadores que acababan su etapa de junior teniendo posibilidades que en caso de mantener una progresión podían tener proyección para jugar en categoría nacional. Está claro que hablo de jugadores de 18 años con los que hay que seguir trabajando para mejorar su físico, y porque no, mejorar también su técnica individual, que nunca es tarde, y si no que se lo pregunte a Felipe Reyes con los tiros libres y los de corta distancia. En estos pocos casos de jugadores con cierta proyección y que no se los habían llevado otros equipos, el club premiaba al jugador ofreciéndole la posibilidad de realizar pretemporada y determinados entrenamientos semanales con el equipo EBA, y que jugara minutos en el equipo de Autonómica. El éxito de esta política ha sido espectacular y han sido numerosos los jugadores cartageneros formados en las bases del antiguo CAB que actualmente militan en LEB. Perdón por el sarcasmo, pero lo que es absurdo es que inviertas esfuerzo en sembrar para conseguir formar jugadores de baloncesto, y que durante los últimos 9 años no te valga ninguno para el equipo grande. O los cartageneros somos inútiles, o el club no sabe formar jugadores, o existe cobardía en apostar por el jugador local.

Pero esto era el CAB, suponemos que su “heredero”, el Basket Cartagena tiene savia nueva en su directiva, y no tendría porque seguir estos planteamientos. Ya que aunque supongamos, que yo estuviera equivocado en mis comentarios, lo evidente es que un club que desaparece tras 9 años de existencia, sin ningún logro deportivo reseñable por encima de la categoría EBA, y que lo hace con una más que vergonzante bancarrota, será cualquier cosa, menos un ejemplo a imitar.

El futuro lo dirá, un año es poco tiempo para juzgar a un club, este año bastaba sólo con competir, y el objetivo se cumplió. El próximo año, tras recuperar la categoría nacional, el club tendrá que demostrar que tiene proyecto deportivo y que ha elegido a las personas idóneas para llevarlo a cabo. Desde este blog, nos encantaría tener que felicitarlos al final de temporada, sobre todo si estos logros se consiguen con algún jugador canterano, sin tener que repescar en exceso (aunque alguno si) a los que viene de detrás del Puerto de la Cadena, que no han encajado en los equipos capitalinos de la Región.

Pero hoy quiero llorar por ese jugador desconocido, por ese cartagenero de toda la vida que jugó federado desde que recuerda en el equipo de su ciudad, y al que se le despide con un simple: “este año no contamos contigo”, es la ley del deporte, más tarde o más temprano el baloncesto se acaba, aunque desagradecidamente, para los cartageneros en estos últimos años, se ha acabado siempre temprano, excepto alguna honrosa excepción que en este momento hasta me cuesta trabajo recordar.

Sin nombrarlo, el sabe que este post está escrito con el corazón y dedicado a él. No cambies nunca, y sigue siendo esa gran persona que eres.

Anuncios
comentarios
  1. aizcolari dice:

    Veamos.Llevo tiempo que me contengo para no escribir nada, puesto que mi lengua envenenada puede soltar improperios no deseados, pero hasta aquí mi silencio en este blog (escribo en diferentes foros pero aquí me desvirgo hoy)como creo saber quien es el individuo en cuestión me lamento también por lo ocurrido pero el entrenador en cuestión es quien tiene la llave para seguir o no en el proyecto de este club. El problema principal amigo galeno no es otro que dejar este proyecto en manos de alguién como el que lo dejan.
    En este lugar que según comentas en otros post hay ilusión por llevar a los niños a las pruebas, en el que por fin de nuevo se puede decir a un niño “No puedes seguir con nosotros” en el que hay para doblar equipos….no olvidemos el lugar que es y a lo que sigue oliendo.
    Un cartagenero que se precie desea jugar y pertenecer al equipo de baloncesto de su ciudad, un padre que antaño perteneció como jugador, entrenador o aficionado estará ilusionado en ese “nuevo” proyecto. Y ahí está el error, ese padre acabará abriendo los ojos y viendo pocos cambios, y reconociendo a personas y errores del pasado.
    Yo al igual que tú veo cambios en lo no deportivo, pero los jugadores con muchos años en el club como es el caso de este chico del que tu mismo hablas saldrán por la puerta de atrás como tantos otros y serán otros los jóvenes que ocupen las plazas de ese nacional, junior…traidos de fuera y formados fuera.
    Seguiremos exportanto jugadores y entrenadores fuera del club, como Francisco Yáñez, Eduardo Noguera,Angel Cegarra,Eugenio Alcaraz, Pepe García; y Domingo,Sergio, Paretas,el otro Domingo o Juanjo Olmos por poner solo algunos ejemplos y se que en femenino también aunque ahí desconozco el asunto y no sabría dar nombres de jugadoras.

    Amigo facultativo tendrás`por desgracia que seguir escribiendo unas cuantas cartas más al jugador desconocido, y detrás de cada uno habrá muchas horas de ilusión y dedicación al club que el club no sabe encauzar ni agradecer.

    Un saludo y paciencia.

  2. cartagenabasket dice:

    Gracias por tu opinión, lo puedes decir más alto, pero no más claro. Lo de galeno o facultativo, no lo voy a negar, pero es accesorio a la hora de hablar de baloncesto como aficionado.
    Un saludo y cuando quieras vuelve a participar en el blog

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s