La importancia de creer en uno mismo

Publicado: febrero 15, 2009 en General

El Basket Cartagena muestra su espíritu de equipo

Club Basket Cartagena 73 – CB Molina 69

Jornada 16, Liga Regular Cadete Masculina

Sábado 14 de febrero 2009

Pabellón Virgen del Carmen. Pista Salvador Rosique

Partido de sensaciones encontradas. Cualquiera que viera la clasificación antes del partido, tendría pocas dudas para suponer que el equipo de la ciudad conservera sería el vencedor en el partido de hoy. Pero los que estuvimos en el partido de ida, sabíamos que los cartageneros, pese a la derrota, tuvieron contra las cuerdas al equipo de Molina, y fue la suma de de varias circunstancias externas y errores propios, los que decantaron la balanza durante el último cuarto para los de Molina. Por ello, pese a reconocer la dificultad del partido, el equipo estaba confiado en sus fuerzas y en plantarles cara al tercer clasificado de la liga.

La lucha bajo los aros, fue intensa y no tuvo un claro domnador

La lucha bajo los aros, fue intensa y no tuvo un claro domnador

Y eso, que el comienzo fue el de siempre, regalando el salto inicial y las dos primeras canastas al equipo visitante, pero conforme avanzaba el cuarto, los locales iban frenando al base molinense, lo que provocaba un mediocre juego en estático visitante, que en el partido de ayer al menos, demostró que es un equipo que funciona bien en ataques rápidos y al contraataque, cuándo la defensa rival no está colocada, pero baja muchos enteros cuando se le presiona al base y se le defiende en individual en ataques largos. Por ello, Molina que había comenzado muy bien, veía como comenzaba a fallar repetidos ataques, y los locales empezaron a soltar el brazo. El primero que lo hizo fue Carlos, con un triple de esos que se llaman “desde su casa”, y a 8 metros y sin oposición, transformaba un triple espectacular. No obstante, la debilidad local en el rebote defensivo, daba segunda opciones a los de verde, que mantenía una ventaja entre 3 y 6 puntos durante el primer cuarto.

Carlos volvió a ser el gran defensor de hace dos temporadas

Carlos volvió a ser el gran defensor de hace dos temporadas

Pero el segundo cuarto, fue claramente cartagenero, que demostró que es un todo un equipo cuando quieren, desbordando a los visitantes en ataques rápidos, y creándoles serias dificultades con su defensa individual a toda la pista. Los visitantes recurrían a la zona, pero no conseguían salir con rapidez al contraataque cuando recuperaban el balón, y los cambios introducidos por su entrenador para reservar a sus hombres importantes, no lograban frenar el pundonor local, que se iban con unos más que merecidos 8 puntos de ventaja al descanso.

Al comienzo del tercer cuarto vimos la mejor cara del Basket Cartagena, que lograba asfixiar en defensa a los de Molina, que mostraban claras carencias para subir el balón a posiciones de ataque. El rebote, muy flojo hasta entonces, se comenzaba a dominar, incluso en ataque, lo que permitían pocos contraataques visitantes. Por ello los veinte puntos de ventaja alcanzados durante los cinco primeros minutos de este cuarto, hacían justicia sobre la pista, al excelente juego cartagenero. Pero entonces, en vez de romper el partido, vino una ligera relajación local y un mayor empuje de los visitantes a base de raza, que permitieron disminuir a 13 puntos la ventaja cartagenera a final de este cuarto, 57-44, dando opciones de victoria a los visitantes.

La concentración defensiva se mantuvo a buen nivel durante casi todo el partido

La concentración del CBC en el juego se mantuvo a buen nivel durante el partido

Pero estaba claro, que los de Molina querían demostrar porque son el cuarto equipo clasificado (con un partido menos) en la Liga, por que habían perdido hasta hoy sólo tres partidos y por que han derrotado en 2 ocasiones al equipo de Jairis, que partía en las apuestas al inicio de la liga, como uno de los claros favoritos para ocupar la segunda o tercera plaza. Pero la verdad es que los cartageneros se lo pusieron a huevo. Los visitantes, dado el poco tiro exterior que tienen, sólo les quedaba la opción del contraataque y acelerar el partido, y los locales facilitaron mucho esta labor. Los del Basket sintieron el miedo a ganar, y empezaron a tirar con mala selección de tiro, sin opciones de rebote ofensivo, y con un balance defensivo horroroso, incapaz de frenar al hombre con balón de Molina, y a dejar unos huecos defensivos enormes, permitiendo lo que mejor saber hacer el CB Molina, ataques rápidos que pillan sin posicionar a la defensa rival. La defensa individual local, provocaba además demasiadas personales, entrando rápidamente en bonus y por tanto permitiendo a los visitantes realizar múltiples tiros libres, que durante el último cuarto tuvieron un alto porcentaje de acierto.

Dice una máxima del baloncesto que toda remontada no es completa sino te pones delante, y los de Molina lo hicieron a falta de dos minutos para el final, incluso llegaron tener 3 puntos de ventaja, ante el desconcierto cartagenero, que veían de nuevo como podían perder un partido que se ganaba de 20 a mediados del tercer cuarto. Pero toda  regla tiene su excepción, y no se cumplió la máxima, San Valentín estuvo a favor de los cartageneros, que cuando ya nadie daba un duro por ellos, un triple de Santi, contestado por una canasta visitante, y otro triple de Carlos a continuación permitían la mini-remontada local, y jugar el último minuto del partido con un punto de ventaja. Varios tiros libres en ese último minuto por parte de los dos equipos mantuvieron el marcador con empate o ventaja local, que en los últimos 10 segundos se convirtieron en 2 puntos, tras un nuevo tiro libre transformado por Carlos. El tiempo muerto visitante auguraba jugada ensayada y altas posibilidades de prórroga. Por su parte, la defensa visitante intentaría personal rápida si el balón llegaba a jugadores con un potencial anotador bajo desde el tiro libre. Pero la tensión del partido impidió ambas cosas. Un ataque anárquico de Molina, y una defensa que dudaba en cometer falta o no, provocó un tiro precipitado visitante y un rebote que llegó a manos de Carlos en un esquina, recibiendo a falta de 0.8 segundos la última personal del partido, y permitiendo tras anotar con frialdad los últimos dos tiros libres, dejar el marcador final en el 72-69 definitivo.

Los locales se mostraron confiados y con decisión en ataque

Los locales se mostraron confiados y con decisión en ataque

Resumiendo, el partido fue vibrante, y uno de los partidos más completos que ha jugado el Basket Cartagena esta temporada. El trabajo colectivo de equipo y la entrega de los doce jugadores convocados, junto a la más que aceptable defensa durante todo el segundo y parte del tercer cuarto, y la tranquilidad y orden que transmite Carlos dirigiendo el juego, fueron para mí las claves del partido.

La semana que viene toca derbi cartagenero CBC – EBS en el pabellón de Los Dolores, y seguro que volveremos a revivir todas estas sensaciones en un nuevo partido que se prevé igualado y sin un claro favorito, dado que como vimos hoy, la clasificación no importa mucho, ya que existen unos diez u once equipos, de los catorce que componen el grupo, con un nivel de juego parecido  y donde la victoria puede caer para cualquier bando.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s