con la lección aprendida

Publicado: enero 17, 2011 en Opinión

La liga junior masculina mantiene su marcha y ya se han disputado dos partidos de la segunda vuelta, y aunque restan algunos partidos aplazados, las posiciones en la tabla clasificatoria se van clarificando semana a semana. Por una parte CB Murcia y Molina Basket 93 juegan su liga particular, y acaparan los dos primeros puestos de esta clasificación, y no hay prácticamente ninguna duda que ellos serán los dos primeros al final de esta fase de liga regular. Eliocroca y Basket Cartagena aspiran a ser terceros y cuartos, pero tanto Capuchinos, como Archena andan muy cerca de ellos y por tanto, cartageneros y lorquinos no se pueden descuidar ni lo más mínimo.

Tras su última victoria sin brillo frente al equipo de San José de la Vega hace una semana, los del Basket Cartagena volvían al Pabellón de Cabeza Beaza para medirse de nuevo con el CB Begastri, con el doble objetivo de no ceder ni un ápice en la lucha por la tercera plaza, pero procurando a la vez mejorar su juego y hacerlo más efectivo, evitando los peligrosos altibajos y la irregularidad que a veces han mostrado los departamentales durante los partidos.

Club Basket Cartagena 82 – C. B-Molokay Begastri 54

(35-17, 14-13, 14-13, 19-11)

Jornada 15 Liga Junior masculina.

Sábado 15 de enero 2011; 11:30 horas

Pabellón Cabezo Beaza. Cartagena

El partido ida frente al C.B. Molokay Begastri, disputado tan sólo hace un mes, al ser jornada atrasada, y que acabó con el resultado de 43-47 favorable al equipo cartagenero, seguro que estuvo presente en la mente de los jugadores de Pepe García para evitar repetir los mismos errores y plantear un tipo de partido distinto, donde los jugadores de Cehegín no se sintieran tan cómodos y poder llegar al último cuarto con una ventaja suficiente que evitara el enorme sufrimiento que pasaron los cartageneros en la cancha del Begastri para conseguir la victoria.

Si a lo anterior, le unimos el hecho de que el técnico visitante dispusiera este sábado de tan sólo 7 jugadores de campo, era otro motivo más para intentar un partido rápido y con presión constante de los departamentales, y nada de especular con el balón, ni de baloncesto control. Por ello, los del Basket salieron con la lección aprendida, presionando desde el salto inicial, e intentando no dejar pensar a los de los de la Comarca del Noroeste. A los 3 minutos ya empezaba a hacer aguas la embarcación de Cehegín que perdía 8-2, solicitando desde el banquillo el primer tiempo muerto. No se arreglaban las cosas tras  la reanudación, y el agujero en el marcador era cada vez mayor, y a falta de 3:42 para acabar el primer cuarto, la ventaja era ya de 15 puntos, 22-6.

Además de la rapidez que los locales intentaron imprimir a su juego en estos primeros 10 minutos, la clave pudo estar sobre todo en la presión que iban alternando dos jugadores cartageneros sobre el base titular de Begastri, ahogando el juego visitante y haciéndolo impreciso. Un tiempo muerto más, y el cambio de defensa por parte de Begastri, aunque paró la sangría de puntos, y motivó algunas recuperaciones de balón y puntos de contraataque, no sirvió para recortar la ventaja de los departamentales en el marcador, ya que los de Pepe García también anotaban, y asistimos en esos 3 minutos a una fase entretenida, con intercambio de canastas, con un parcial de 13-11, que dejó el marcador en un sorprendente 35-17, es decir, que tan sólo en 10 minutos los cartageneros habían conseguido anotar el 75% de los puntos que consiguieron en el partido de ida en 40 minutos, y lo que era más importante, prácticamente habían sentenciado el partido.

A partir de aquí todo cambió y empezamos a ver otro partido, esta vez con un juego más lento, ataques más largos y muchos fallos, lo que recordaba bastante al partido que vimos en la ida. Los locales empezaron su ronda de cambios para rotar a sus once jugadores, mientras que el equipo visitante aunque seguía defendiendo con intensidad, abandonaba la presión para cuidar el apartado de faltas personales. Durante el segundo cuarto se perdían muchos balones, se daban malos pases y se cometían infinidad de “pasos de salida” por parte de los 2 equipos, como consecuencia el juego se volvía feo y se disminuía de manera drástica el poder anotador de ambas escuadras. Todo ello beneficiaba al equipo que llevaba ventaja en el marcador, que prácticamente no se veía amenazado por su rival y comenzando a especular de forma descarada con el resultado . Al descanso, se mantenía en el electrónico la ventaja cartagenera en los 19 puntos , 49-30, que reflejaba que el partido se había estancando, y era un preludio de una segunda parte que no tendría ninguna historia.

Efectivamente, los dos equipos se dedicaron a lo mismo, a que le anotaran los menos puntos posible su rival y a dejar pasar el tiempo para que acabara el partido, por lo que asistimos a un tercer cuarto soporífero, muy similar al segundo, donde se aumentaron al igual que se dice en el tenis, los “errores no forzados” de ambos equipos, repitiéndose el  parcial de 14-13, que seguía dejando en 20 la ventaja de los azules.

En los primeros dos minutos del último cuarto los de Begastri quisieron quemar las naves y lograron un parcial de 0-5, bajando a 15 la desventaja. Reaccionaba el banquillo local que tras algunos cambios y reajustes, volvía a aumentar la intensidad defensiva y a dormir el partido hasta que cedió el empuje de los visitantes, que optaron por no desperdiciar más su fuerzas en una misión imposible y sólo consiguieron anotar 6 puntos en los 8 minutos restantes.

Al final el 85-53 hacía justicia a los merecimientos de unos y otros, ya que los cartageneros golpearon muy duro en el primer cuarto y luego se dedicaron a especular, mientras que los visitantes aguantaron con entereza durante el segundo y tercer cuarto, bajando ligeramente los brazos en los últimos minutos de partido, cuando ya no merecía la pena seguir luchando.

Con este resultado, los del Basket mantiene su duelo particular con el equipo de Eliocroca por la tercera plaza, estando los dos equipos en la actualidad con 3 derrotas cada uno en la clasificación. La semana próxima los de Lorca visitan el Pabellón de Cabezo Beaza en un partido que promete emociones fuertes y que puede ser decisivo en las aspiraciones de ambos equipos para lograr buenos emparejamientos en los playoffs de octavos de final. De momento el basketaverage favorece a los de la ciudad del sol que derrotaron a los de Pepe García por 9 puntos en el partido de ida, pero estamos seguro que los cartageneros no han dicho aún su última palabra, e intentaran cambiar las tornas la próxima semana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s